Pericia Médica - Negligencia médica  - Mala praxis  -  Lex artis  -  Peritaje medico

  • Presentación
  • Dr. Superby
  • Lo más leído
  • Responsabilidad
médica
  • Prensa
  • Enlaces de
interés
  • Contacto
 
INICIO BÚSQUEDAS EN EL SITIO CONTACTO MÓVIL

 

 

La pericial médica, Artículos y entrevistas  Dr. Superby

 

 

 

Un fallo resta valor al CI si hay un daño desproporcionado

 

 

 

El Tribunal Superior de Justicia de Galicia ha aclarado en una sentencia que el consentimiento informado (CI) no es excusa incondicional ante cualquier evento dañoso. El fallo minimiza el valor de este documento cuando se ha producido un daño desproporcionado.

 


Marta Esteban - Martes, 14 de Abril de 2009 - Actualizado a las 05:06h.

 


 


Un fallo resta valor al CI si hay un daño desproporcionadoEl consentimiento informado previo a una intervención quirúrgica es un deber legal y ético del profesional sanitario, pero su cumplimiento no excusa un defectuoso funcionamiento del servicio público cuando ha concurrido un daño desproporcionado en una operación. Así se desprende de una sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Galicia que ha condenado al Servicio Gallego de Salud a pagar a una paciente una indemnización de 60.000 euros por los daños tras una operación de cadera.


La sentencia se apoya en el informe del perito judicial para declarar la desproporción de la lesión sufrida por la enferma, pese a avalar la técnica quirúrgica empleada por los cirujanos.


El fallo, que admite las argumentaciones del letrado Alfonso Iglesias, abogado de la paciente, aclara que el daño, esto es, "la hiperextensión del nervio ciático y su lesión, en la medida en que ha causado una lesión completa y muy grave, rebasa los estándares de seguridad exigibles y no puede integrarse en los daños que el paciente tiene el deber jurídico de soportar". Pese a que el documento de consentimiento informado advertía de la posibilidad de "lesiones de nervios adyacentes", los magistrados delimitan su eficacia.


El tribunal autonómico corrobora que es cierto que, "como regla general, el consentimiento del enfermo determina que éste asume los riesgos". Sin embargo, sostiene que "una apreciación racional de las cosas no permite erigir el consentimiento como patente de corso o excusa incondicionada ante cualquier evento dañoso".


Es más, "entender que el consentimiento hace cargar al paciente con cualquier riesgo indiferenciado constituye una apreciación perversa de un acto de manifestación de voluntad".


Y es que, pese a que el documento recogía la sección de nervio como uno de los riesgos posibles, "nada autoriza a concluir que la paciente tenía presente la eventualidad de un daño tan desproporcionado como el que se le infirió".
El origen de la lesión


Analizando la actuación quirúrgica y el origen de la lesión, el dictamen confirma que la artroplastia de cadera estaba indicada, dada la osteartrosis que padecía la paciente y que le producía fuertes dolores permanentes que no remitían con analgésicos.


En cuanto a las causas de la lesión del nervio, el dictamen afirma que "pueden ser diversas: las compresivas, la sección del nervio, el estiramiento y la vía de abordaje".


De todas ellas, el perito descarta el proceso compresivo al no haber hematomas que pudieran causar la lesión y se decanta por que el origen del daño fue la "tracción o estiramiento en alguna maniobra de luxar la cadera y reducirla por estar afectada una rama del nervio ciático que transcurre por detrás de la cabeza del peroné". Esta teoría "descarta la incisión quirúrgica con un instrumento cortante, ya que la lesión se encuentra anatómicamente muy distante". Además, el daño es un hecho "no frecuente en este tipo de intervenciones [...], pero es la complicación más grave de un nervio y con secuelas permanentes e irreversibles".

 


Frente a la infección hospitalaria


No es la primera vez que el Tribunal Superior de Justicia de Galicia aclara que el consentimiento no puede ser excusa ante un deficiente funcionamiento del servicio. Los magistrados también sostienen que el documento no es patente de corso en la infección hospitalaria.

 

 

Fuente:  Diariomedico.com

 

 

 

 

www.periciamedica.es

   

 

Diseño web y Posicionamiento SEO  Otros trabajos de diseño web