Pericia Médica - Negligencia médica  - Mala praxis  -  Lex artis  -  Peritaje medico

  • Presentación
  • Dr. Superby
  • Lo más leído
  • Responsabilidad
médica
  • Prensa
  • Enlaces de
interés
  • Contacto
 
INICIO BÚSQUEDAS EN EL SITIO CONTACTO MÓVIL

 

 

La pericial médica, Artículos y entrevistas  Dr. Superby

 

 

 

La falta de una prueba pericial decisiva invalida el juicio

 

 

Un fallo del Tribunal Constitucional ha otorgado el amparo a una paciente que sufrió la pérdida de un ojo y que alegaba que no se había practicado una prueba pericial clave para determinar si existió una mala asistencia. La sentencia argumenta que se vulneró el derecho de defensa.

 

Gonzalo de Santiago 31/12/2008

 

 

 

El Tribunal Constitucional ha anulado dos sentencias por no haberse practicado una prueba pericial médica decisiva para determinar una supuesta mala praxis. La sentencia ordena la retroacción de las actuaciones al momento anterior al de dictarse la primera resolución, dictada por el Juzgado de lo Contentioso-administrativo número 2 de Las Palmas.

Este juzgado declaró pertinente una prueba que consistía en determinar si la pérdida del ojo de la paciente era consecuencia de una falta de diligencia de los servicios médicos. Sin embargo, no se llegó a realizar, ya que la directora de la clínica médico-forense concluyó que no concurría el supuesto legal para la intervención de dicha institución para la prueba solicitada. Posteriormente, el Tribunal Superior de Justicia de Las Palmas, en contradicción con el criterio del juzgado, declaró que era improcedente que la prueba fuera realizada por un médico forense.

La afectada recurrió al tribunal Constitucional, por medio del recurso de amparo, y la sentencia entiende que la realización de la prueba dependía exclusivamente de la Administración, "por lo que era responsabilidad del órgano judicial el asegurarse que se llevara a cabo el dictamen encomendado en sus estrictos términos". Según la sentencia, "la prueba no practicada era decisiva para la recurrente en términos de defensa, ya que, de haberse practicado, la resolución final del proceso hubiera podido resultar favorable a sus intereses". Por ello, retrotrae las actuaciones al momento procesal anterior al de dictarse el primer fallo, "para que dicho juzgado pueda adoptar una nueva decisión en la que se respete el derecho fundamental reconocido".

La resolución razona que se ha vulnerado el derecho de la afectada a utilizar los medios de prueba pertinentes para su defensa, reconocido en el artículo 24.2 de la Constitución Española. Este precepto señala que "todos tienen derecho al juez ordinario predeterminado por la ley, a la defensa y a la asistencia de letrado, a ser informados de la acusación formulada contra ellos, a un proceso público sin dilaciones indebidas y con todas las garantías, a utilizar los medios de prueba pertinentes para su defensa, a no declarar contra sí mismos, a no confesarse culpables y a la presunción de inocencia".

La demandante alegaba que se le había generado una indefensión material y así lo entiende el Constitucional, que señala que "en este caso se está en presencia de una vulneración constitucional del derecho a utilizar los medios de prueba pertinentes para la defensa".

 



Debe ser decisiva


La sentencia razona que no toda irregularidad u omisión procesal en materia de prueba causa por sí misma indefensión material constitucionalmente relevante, "toda vez que el elemento esencial para que pueda considerarse vulnerado este derecho fundamental reside en la necesidad de demostrar que la actividad probatoria era decisiva en términos de defensa". Esto quiere decir que de haberse practicado la prueba omitida la resolución final del proceso hubiera podido ser distinta en el sentido de ser favorable a quien denuncia la infracción del derecho fundamental".


 
 

 

 

Fuente:  Diariomedico.com

 

 

 

 

 

www.periciamedica.es

   

 

Diseño web y Posicionamiento SEO  Otros trabajos de diseño web