Pericia Médica - Negligencia médica  - Mala praxis  -  Lex artis  -  Peritaje medico

  • Presentación
  • Dr. Superby
  • Lo más leído
  • Responsabilidad
médica
  • Prensa
  • Enlaces de
interés
  • Contacto
 
INICIO BÚSQUEDAS EN EL SITIO CONTACTO MÓVIL

 

 

La pericial médica, Artículos y entrevistas  Dr. Superby

 

 

 

Responsabilidad patrimonial de la administración.

Acto sanitario incorrecto.


 

 

 

Acto sanitario incorrecto deriva en responsabilidad patrimonialEn la sentencia de instancia señala como hechos a tomar en consideración que: "El demandante, joven obrero, de 24 años de edad y de oficio prensista-soldador, tras consulta el 7.5.92, con su médico de cabecera, acudió al Servicio de oftalmología del Área de Gestió 5, por presentar síntomas de irritación de las conjuntivitis de ambos ojos, diagnosticado por aquel médico de «derrame ocular y conjuntivitis».

 

En ese Servicio, el 22 del mismo mes, fue atendido por la Dra. Especialista en oftalmología, siendo el diagnóstico de «queratitis» en ambos ojos, recetándole una pomada de uso tópico o unos colirios, aplicables tres veces al día durante un período de quince; no se le concedió la baja (que le otorgada el 25 siguiente, por el médico de cabecera) y no se concertó una nueva visita ni tampoco se le tomó la tensión ocular por el método de «non contacto» con el que hubiese detectado el dolor de los ojos, que podía ser utilizado con normalidad por los servicios de la Seguridad Social aunque no estaba disponible en las Áreas de Gestión.


Terminando el período de baja laboral, el 4 de junio de 1992, el Sr. Ángel Daniel , se percató que, de manera progresiva, disminuía su agudeza visual y que aparecía en su campo visual una nebulosa que se convirtió en permanente a partir del 21 de aquel mes. Este día acudió, nuevamente, a su médico de cabecera y el 15 de julio siguiente, al Servicio de urgencias de la Clínica del Dr. Diego , siendo diagnosticado de «glaucoma y catarata cortisónica en ambos ojos», siendo intervenido quirúrgicamente los días 6 y 11 de agosto a pesar de lo cual le han quedado como secuelas, la pérdida total de visión en el ojo izquierdo y, prácticamente, la misma situación en el derecho al ser con él solamente luces y sombras, amaurosis total.

 

El juzgado de lo Social núm. 2 de Barcelona, en Sentencia de 20 de mayo de 1994 , a consecuencia de esas secuelas, le reconocía la situación de «gran invalidez.» ". El Tribunal de instancia condena a la Generalitat por responsabilidad patrimonial. El Tribunal Supremo desestima el recurso de la Administración.


(Sentencia 12 de septiembre de 2006)
 

 


 

 

 

www.periciamedica.es

   

 

Diseño web y Posicionamiento SEO  Otros trabajos de diseño web